Face to face…

Si pudiera traspasar mi barrera.

Por más que miro y miro, no me conozco. Me dan ganas de romper el espejo con mi frente. Sería fácil. Separarme un poco, un ligero impulso. Y zas.

Me doy asco. Me miro y no me reconozco. En apenas dos años he destrozado mi vida. No soy como me imaginaba. Ni he conseguido lo que soñé. No he conseguido ni ser buena persona, ni retener a las personas que quiero a mi lado. Todas me han dado la espalda.

Miro, y miro. Miro mis ojos color azabache. Y no veo nada. Nada. No tengo nada dentro. Y no sé dónde lo perdí.

Porque recuerdo que hace un par de años sí había algo. Había una chispa. Había ganas. Había… veía en ellos incluso a mis amigos. A mi chico. ¿Qué hice para que todos se fueran? ¿Será que no soy capaz de querer, de retener a nadie? ¿Que canso?

¿O será que todos han visto el fracaso en mi cara? Será eso. Todos lo vieron y se fueron. Nadie quiere nada con perdedores.

No veo nada…

¡¡Dios!!

4 pensamientos en “Face to face…

  1. Creo que estas viendo mucho, ves que hay algo que falla, ahora solo queda buscar la solución y no creo que un cabezazo lo sea.
    Quizás una sonrisa, te haga encontrar lo que no ves 😉
    Un besito.

  2. Hola Tato,

    Sabes que hace mucho que no paso por aquí, que este año paso volando por la red de redes y por ello no te veo o te siento tan cerca como antes. Pero amigo, sepas, que cuando pienso en mi pequeña mente perversa en entrar a tu blog, una alegre curiosidad me invade, porque tengo garantía de que no me dejará indiferente lo que lea, porque sé que la experiencia me aportará algo, de fijo. Por favor, no cambies eso, no quiero verte triste, porque me pones amí también. Quiero recordarte siempore por la coletilla característica tuya:

    Besisitos.
    muchos.
    envueltos.

    Para mí ya es la esencia del pensamiento que se desenrolla en mi mente cuando me acuerdo de mi amigo de Burgos. Y por cierto, me he dado cuenta de que desde Spetiembre, no has vuelto a firmarme con esas tres mágicas palabras, sino sólo con un Besitos. Raro en tí. Y me pregunto, con esa dulzura que desprendes, quién se va alejar de ti? Con qué excusa se abandona a un amigo cariñoso? Ellos, será que no saben apreciarte como deberían. Se lo pierden.

    By the way, cuando pasabas por aqui? Quiero conocerte y tomar contigo un café ( aunque yo tome chocolate, jejeje)

Sería interesante que nos dijeras algo. ¡Comenta!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s