Viernes 22 de junio: me relajé, así de repente.

Hoy es viernes 22 de junio. Sí, sí, no lo estás leyendo el viernes 22 de junio, ya lo sé. Pero es que yo no hago un blog pegado a la actualidad, se siente. Claro, pensaste que porque hice unos post especiales de la Eurocopa mientras esta duraba dura, esto era un blog de actualidad. Pues no. Es más, no me gusta hablar de lo que hablan todos. A mí me gusta ser el “verso suelto”. No es por ánimo de fastidiar, o de ser diferente. O a lo mejor sí, porque de ser raro, ya seámoslo del todo. Vamos, digo yo.

Me acabo de acordar que además es el cumpleaños de mi amigo Carlos. ¡Felicidades Carlitos! Ya te llamaré otro día que hoy no estoy de humor… aunque relajado, pero sin humor. (Nota actualizada: Perdona Carlos, se me olvidó llamarte una vez más).

Hoy es viernes 22, y estoy más tranquilo. Así, de repente. Por la tarde. Me ha pasado. Bueno, más tranquilo pero sigo teniendo los hombros cargados, lo que me produce unas ciertas molestias en las cervicales. Pero eso es culpa tuya que no se te ha puesto ahí (no me hagas ser mal hablado), el venir a darme un masaje y a hacerme mimos. Y a ti que das los besos como si te supusiera la mayor de las torturas. Joder, a a ti, jodido Príncipe, que te has dado a la fuga, que no apareces ni para atrás, y no hago más que buscarte hasta debajo de las mesas, de las sillas, de los agujeritos de las alcantarillas. (Otra nota actualizada: Sigo con las cervicales, y sigo sin príncipe – si te fijas ya lo pongo hasta en minúsculas-.)

Nota: (ésta no es actualizada)

Advierto antes de seguir, que no me ha tocado la primitiva, por lo que ruego se abstengan de pedirme colaboraciones para empresas desatinadas, obras de caridad varias como comprarte una tele nueva para ver la final de la Eurocopa, entre otras coas porque ya acabó,  o la Inauguración de los Juegos Olímpicos de Londres. Por cierto, he oído por ahí que no venden entradas los pobres… los de los Juegos Olímpicos, digo.

Me he perdido. ¿Dónde iba?

(cierro nota)

– ¡Vale! – dije-digo feliz cual perdiz después de releer lo escrito.

Estoy más tranquilo.

Ahora solo es cuestión de pensar, meditar, divagar sobre el tema. Para encontrar las causas y regodearme en ellas, es por lo de tener otro momento feliz, cual perdiz. Por cierto ¿alguien ha visto a mi Príncipe azul? Joder, pues decidle algo al pavo, la madre que lo parió.

Vale, lo de la tranquilidad súbita.

A lo mejor tiene que ver con la Bolsa que hoy ha subido. Podría ser doble gustirrinín cuando las demás de Europa han bajado. Quizás debería mirar mis acciones, esos 2.000,00 € que compré hace unos años, y que ahora deben valer 34,56 ptas. Bueno, a lo mejor hoy ya vale 35,10 ptas. Pero centro mi pensamiento en este punto, y como que no siento así un placer… un placer… extremo. No.

Quizás se trata de la Prima: la prima de riesgo, claro. Por cierto, hace tiempo que no hablo con mi prima Nerea. ¡Hola prima Nerea! (para diferenciar de la Prima de riesgo). La Prima de riesgo ha bajado de los 500 puntos básicos. No sé cuanto, porque cuando baja, los medios informativos no son tan explícitos como cuando se dispara. Me centro en la Prima, la de riesgo, pero… como que no siento burbujas en el estómago… No, la causa primera e importante no debe ser la Prima de Riesgo por debajo de los 500.

Bueno, claro, se me acaba de ocurrir que puede ser que mi alegría sea por el fútbol, por el amigo Cristiano marcó ayer el gol de Portugal que lo clasifica a semifinales. El chico éste que se hace carantoñas en ese vídeo tan tierno con Mou, ese chico tan desabrido la mayor parte del año y al cual se empeñan sus asesores de imagen o los que sean, en ponerle a hacer obras de caridad y a hacerse fotos con niños enfermos. Pero me concentro en los gayumbos de Cristiano y no… no siento nada especial… no siento… nada. Es que no me pone nada. Y España todavía no ha jugado los cuartos. Y el triunfo agónico contra Croacia está ya muy lejano para que me mueva por dentro, o por fuera… Otra causa descartada.

Sigamos pensando.

Claro, los bancos españoles. Eso es. Solo necesitan 62.000 millones de Euros. Parece mucho, pero es menos que 100.000 millones, y menos que 120.000 millones. No se explica bien esto de ese dinero, ni se explica bien por qué necesita ese dinero la banca. Ni se explica lo que son provisiones, ni se dice lo que pasaría si los bancos caen. No se dicen los problemas que tendrían los que tiene cuentas en ese banco que cae, que hay que dejar caer, según algunos. Todos esos temas se tratan con un poco de alegría y a golpe de titulares gruesos.

Me concentro en los bancos y… sabes, pues que no me excitan. Será que no me ponen los banqueros ni empleados de banca que conozco… no sé. Si me pusiera alguno a lo mejor… ¿Conocéis a algún empleado de banca cañón? Vale, Sergio sí parte piñones de vez en cuando con uno de la banca. Si es que algunos lo tienen todo, y otros… nos quedamos sin nada. ¡¡Príncipe, joder!! Como te pille… te… te… te… no sé lo que te hago, ¡¡joder!!

Mientras espero a ver si me presentáis a algún banquero o bancario estupendo que haga que me sienta en la gloria (ahora debería poner aquí una canción de Gloria Estefan, aunque casi me decanto por otra Gloria, la de Vivaldi), yo sigo pensando.

 

El IVA. Ya va a desaparecer eso de “con IVA y sin IVA”. Lo han dicho en el Consejo de Ministros. Ya nadie va a jugar a ser político corrupto, pero a la escala que cada uno tenga. Va a desaparecer el dinero B, el dinero negro, todos vamos a ser la hostia de legales, y pagar lo que corresponda, seamos pobres, ricos o mediopensionistas. Porque si yo pago el IVA al fontanero y tú no, yo soy tonto o tú un aprovechado que no pones tu parte para pagar al médico, con lo cual, o le quitamos unas horas de trabajo, o yo tendré que pagar un poco más.

Un nuevo momento de meditación.

JAJAJAJAJAJAJAJAJA.

Tendré que pagar un poco más al médico, ya lo estoy viendo. Sin más comentarios.

Claro. ¡¡ya lo tengo!!

Música Maestro:

 

“Gayumbos”. Ya es una palabra reconocida por la RAE. Y no necesariamente los que anuncia Cristiano, que son los mismos que anuncia Nadal. “¡Friki!” Es otra palabra reconocida desde hoy. “Matrimonio Homosexual”. Ya me puedo casar por la RAE. ¡Bien! No lo puedo hacer por la Iglesia pero sí por la RAE. ¡Bien! Bueno, eso si el jodido de mi Príncipe le da la gana (iba a escribir la “puta gana”, pero me he contenido) de aparecerse delante de mí, que ya le vale.

Pero, sabes, lo que de verdad, ahora lo sé, me pone, me ha relajado, me ha tranquilizado de verdad es que “Bloguero” también está reconocido por la RAE. Es como… como un orgasmo… porque creo que los blogueros somos un poco menos frikis si ya podemos buscarnos en el diccionario. Y aunque seamos frikis, da igual, porque también podemos buscarnos en el diccionario. Sí. Cuando alguien nos pregunte que es eso de un “blog”, ya le podemos remitir al diccionario de la Real Academia de la Lengua. Yo creo que eso es… la Academia de la Lengua es la causa de que hoy esté más tranquilo, más feliz. Como más realizado.

Y si tú ya de una vez me vienes a dar un masaje… pues eso, pues será ya la leche. Me conviertes en multiorgásmico.

Por cierto, ahora que hablo de Academia de la lengua… se me ocurre una historia un poco porno sobre una institución que se llame así… pero que no trate de palabras… ains, sino de lenguas.

¡Mi Príncipe! (léase en tono quejumbroso, cuasi de súplica) ¿Dónde estás? ¿Dónde te escondes? Practiquemos eso de las lenguas. Si es que ya he mirado hasta en las cloacas… ains.

Anuncios

4 pensamientos en “Viernes 22 de junio: me relajé, así de repente.

  1. Iba a decir una ordinariez, pero, casi mejor no… bueno, si, qué coño, la digo! Tato que yo ya he terminado con el banquero, si quieres te lo mando, sigue en perfecto estado y ni notarás que lo he usado…! XD

    Lo de buscar al príncipe azul imagino que lo dirás de coña porque esos sólo sobreviven en los dibujos de Disney… pero, bueno, no desesperes que el día menos pensado aparece un conde o un marqués, que también está bastante bien… eso si, me temo que por mucho buscarlo no va a llegar antes, más bien suele ser al revés…!

  2. Vale, para vosotros los banqueros, a mi total no me ponen nada. Creo que a mi me iria mejor un perroflauta, que me diga aquello de ” otro mundo es posible” y que yo me lo crea. Aunque bien pensado tampoco lo quiero, ni príncipe ni nada. Total ya tuve alguno y fue besarlo y convertirse en rana. Ya paso…

    Mas besos y abrazos

  3. Uff lo de los banqueros ahora suena fatal. Yo oigo la palabra banquero y en lo último que pienso es en un tío bueno.
    A tu príncipe como le vea yo le voy a echar la bronca. Mira que hacerte esperar tanto….
    Oye, me ha encantado cómo has explicado lo de “con Iva o sin Iva”, jajaja.

    Un abrazo.

  4. Y una pregunta ¿Despiporre está también en el nuevo diccionario? porque el texto es un monumento al despiporre financiero-musical-dramático-festivo, eso sí me has hecho reir un montón (que buena falta me hacía), solo por eso millones de besos desde el otro lado del mundo.

Sería interesante que nos dijeras algo. ¡Comenta!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s