Her, la película.

jimmy160314-her cartel

Hoy toca otra película. Se titula “Her”.

La protagonista de la película es “Ella”. Qué chiste más malo, como me parto.

😉

Pero en pantalla el que sale es él.

Otro chiste malo.

Aunque a ella se la escucha permanentemente.

Dicho así puede parecer que se trata de una historia machista, y no es cierto. Dicho así puede parecer cualquier cosa, pero es otra muy distinta.

El protagonista que sale en la pantalla es Joaquim Phoenix. Yo todavía estoy subyugado de su hermano River. Una lástima su mala cabeza que nos privó de su presencia.

jimmy160314-her01

Joaquim es un hombre que está en proceso de divorcio. Sigue perdidamente enamorado, y da la impresión de que su casi ex-mujer, también lo quiere. Pero pasa con ellos algo que suele ser más habitual de lo que parece: tienen distintas maneras de expresar su amor, y Joaquim es, digamos, un poco parco en sus expresiones de amor. De amor y en realidad de cualquier cosa.

Joaquim se dedica a escribir cartas a otras personas. Cartas de amor, de amigos, de padres a hijos, poner sentimientos en los dedos de otros, sentimientos que él mismo es incapaz de decir en voz alta.

Hay que decir que todo esto ocurre en un futuro no demasiado lejano, en la que la tecnología es abrumadora.

Un día, va a una de estas ferias de lo último de lo último, y resulta que se compra un nuevo sistema operativo. Está basado en Inteligencia artificial, que es algo súper guay.

jimmy160314-her02

Lo pone en marcha, lo configura con voz de mujer, y joder, tío, que resulta, agárrate, que acaba enamorándose de ella.

Abre mucho los ojos, intenta explicarse el tema… pero para que veáis como ha cambiado la sociedad, casi nadie se extraña de que eso haya ocurrido. O sea, cuando lo cuenta a sus amigos, éstos lo aceptan como lo más natural del mundo. Es como si ahora dices por ahí que te has enamorado de un tío al que no has visto en la vida y que vive, vete tú a saber dónde. Y puede tener la cara de vete tú a saber quién, porque nunca lo has visto. Mucho menos lo has palpado o perfilado su cuerpo con tus manos.

Todo esto la culpa la tiene Cyrano de Bergerac. Que lo vemos como lo más natural del mundo su historia de enamoramiento a través de unas cartas, y que es el precursor de todas estas historias.

La historia es sencilla. Esto mismo lo podía haber contado en cuatro palabras: “Hombre se enamora de ordenador”. Han sido cinco, perdonad. Pero reconoce que es más guay la forma que he tenido de contarlo yo.

Por cierto, el Sistema Operativo responde al nombre de Samantha.

jimmy160314-her03

Y llega el momento de expresar el regusto que le queda a uno después de verla.

Un regusto muy bueno. Merece la pena verla y sobre todo, pensar en ello. Reflexionar.

Reflexionemos.

¿Nos estamos volviendo unos anti-sociales en la era de la comunicación? La película está llena de solitarios incapaces de mostrar sus sentimientos. Estamos en un mundo en el que una empresa dedicada a escribir cartas luce muy boyante y paga unos sueldazos de muerte, porque la forma de vivir del protagonista así parece indicarlo. No está él solo escribiendo cartas, es un recinto lleno de escritores de sentimientos por cuenta ajena. Pero en realidad, ese chico que podría parecer que, dedicándose a ello, a escribir sentimientos, sería él mismo un gran exponente de sus propios, resulta que deja ir al amor de su vida por no saber decir “te quiero”. Por no saber adaptarse a su mujer, a la que conoce de toda su vida. Ella me da la sensación de que tampoco ha sabido adaptarse a él.

jimmy160314-her04

Llega un sistema operativo que se basa en que él mismo va aprendiendo continuamente. Ella será la que se adapte a él, claro. ¿O no?

La verdad es que la película está llena de cosas interesantes. Cómo resuelve una reunión de un amigo y compañero de trabajo de Joaquim y su novia, con el propio protagonista y la suya. Como hacen el amor, no es una novedad, al fin y al cabo, muchos hacen el amor con voces lejanas.

Pero en parte, ese sistema operativo, acaba teniendo una forma de actuar que si te pones a pensar, tiene muchas de las cualidades que todos buscamos en nuestra pareja. Y siempre va contigo, siempre está disponible.

¿Ese es nuestro futuro?

Hoy, cuando estamos con amigos, muchos de ellos se dedican a wasapear sobre con quien estar, o a twitear, con lo cual se pierden las cosas que ocurren en la reunión. Sacan fotos, las editan, las suben a Instagram, mientras el otro espera, o hace lo mismo. Están juntos, están contando que están juntos, pero en realidad están con el resto del mundo.

Es muy interesante. Tiene solo un pequeño problema, y es que para mi gusto, le sobran diez minutos.

jimmy160314-her05

Joaquim Phoenix está inmenso. La voz del sistema operativo, si la veis en inglés es de Scarlett Johansson y si la veis en español, de Inés Blázquez. Yo la he visto doblada y la voz de ella es maravillosa.

Otros actores son Chris Pratt, Amy Adams, y Rooney Mara. Y voces muchas.

Dirige Spike Jonze.

El tráiler:

.

.

Y una (maravillosa) de las canciones de la banda sonora:

.

.

Para más información y una crítica más sesuda que la mía, en la Butaca.

Anuncios

3 pensamientos en “Her, la película.

  1. No he visto la película. Me ha parecido muy interesante lo que cuentas, así que la veré en cuanto pueda y opinaré luego.
    No he entendido sin embargo esa pretensión de futuro a la que aludes, es decir, la idea de que trate de predecir lo que podría ocurrir dentro de un tiempo, porque en realidad, esto y más ya ocurre ahora.
    En un país como Japón, técnológicamente muy avanzado, ya existen “estrellas virtuales”, básicamente cantantes, con millones de seguidores, y legiones de “enamorados” de estas “personas” que en realidad no existen. Ya se han desarrollado alteraciones en el comportamiento, como los millones de “himote” que son un tipo específico de “inadaptados sociales” solitarios, que sólo son capaces de relacionarse virtualmente, (aunque en los últimos tiempos parece que han florecido vía Internet muchos grupos de esta gente, que se “reúnen” entre ellos). Esto también existe en nuestra sociedad, sólo que aún no le hemos puesto nombre. También están los “Hikikomori”, que suelen ser chicos jovenes generalmente varones, que viven recluídos por voluntad propia en su habitación y que son literalmente incapaces de comunicarse con nadie, ni con sus familias siquiera. El único contacto que mantienen con el mundo es a través de sus ordenadores. Esto quizás aún no haya llegado aquí tal que así. Pero es sólo cuestión de tiempo. Si algo he aprendido de mi relación con los japoneses es eso. Son como el anticipo de muchas cosas que luego me encuentro en mi entorno, a todos los niveles. Es por eso, que a esa especie de “predicción futurista” que según tu exposición pretende la película, no le veo mucha lógica.
    En cualquier caso, un debate muy interesante.

    Abrazos

  2. ¿Le sobran 10 minutos? Me has dejado pasmada con esa afirmación. ¿Los 10 últimos?, ¿Los 10 primeros?
    Ya había leído algo de esta peli cuando la estrenaron y no me dejo indiferente, ahora después de leer tus comentarios me apetece mucho más verla, así que apuntada queda.

    Un abrazo.

Sería interesante que nos dijeras algo. ¡Comenta!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s