IV Semana del Libro: “La Edad de la Ira” de Fernando J. López.

jimmy270414-la edad de la ira

La novela se llama “La Edad de la Ira”. El autor, Fernando J. López.

Hoy toca este libro.

¿De que va?

Pues bueno, va de muchas cosas. Ciñéndonos a lo que se cuenta en las reseñas oficiales, se trata de la historia de un asesinato. Marcos mata a su padre y deja malherido a uno de sus hermanos. ¿Por qué?, se preguntan lo que los conocían. El caso salta a las portadas de los periódicos, de la televisión, sobre todo por la virulencia de los hechos. Santiago, que es periodista, decide escribir un libro sobre el caso, después eso sí, de convencer a su editora.

Eso es lo que podríamos denominar “la sinopsis oficial”.

Vamos a hace otras sinopsis. Todo depende de lo que a ti te llama más la atención cuando la lees. Pueden ser muchas cosas.

Una de ellas, y que el autor y la editorial también hacen hincapié, es la de retratar el mundo de la educación en España. No es nada halagüeño, desde luego, y eso no creo que en general, sea una sorpresa para nadie.

Otra de las sinopsis que se podría hacer sería algo como lo que sigue:

La vida de Marcos se cae por el desagüe al matar a su padre en un arranque de ira. Los periódicos, la radio, la televisión, todos, hablan de Marcos. Pero… ¿Alguien conoce a Marcos de verdad? ¿Sus amigos más íntimos, Raúl y Sandra? ¿Sus profesores? ¿La jefa de estudios? Conocer a Marcos va a ser como un puzzle. Cada uno saca una pieza y Santiago, el periodista, será quién deba encajarlas.

Quizás hay otra tercera sinopsis:

La Edad de la Ira” es una novela que nos cuenta como un instituto de secundaria afronta la terrible tragedia de que el padre de un alumno es asesinado por éste. ¿Cómo se puede seguir adelante con un sinfín de preguntas? ¿Podíamos haberlo previsto? ¿Podíamos haber hecho algo? ¡Somos culpables?”

Culpables. Es un tema que… es complicado hablar de culpables en casos como estos. Este suceso es un extremo, pero… la verdad es que otros lances son mas habituales: mobbing, acoso, discriminación por orientación sexual, por raza o por religión. Todo esto también aparece en la novela. Al principio iba a decir que ninguno de los personajes reconoce las culpas, o al menos los remordimientos de no haber actuado todo lo adecuadamente que se podía hacer. Por lo menos haber hecho algo. Todos intentan exculparse, pero… en realidad en muchos de los protagonistas sí se percibe su terrible desasosiego. No lo reconocerán, pero… está ahí. Y mienten para ocultarlo, para proteger al centro, para protegerse ellos.

Y también, ahora que pienso, podríamos resumirla como el intento de conocer los secretos de una de esas comunidades en la que se basa nuestra sociedad, como es la familia. La familia de Marcos.

Podría hacer otras acotaciones, pero… creo que desentrañaría algunas de las sorpresas que hay en la trama.

Es una novela apasionante. Hacía tiempo que no me llegaban tanto unos personajes. Marcos es… es un líder y está planteado así, como tal. Y aunque es la única voz que no escuchamos en toda la novela, es omnipresente, es atrayente, es… te acabas apasionando con él. Te gustaría entrar en la trama y ofrecerle tu mano para que se apoye, para ayudarlo con todo lo que le toca vivir… ¿Será culpable de verdad? Todos parecen creerlo, salvo quizás sus dos amigos, y los padres de ellos. Pero son amigos… ¿quién no tiende a defender a sus amigos? Antes los amigos que muchas veces la familia. Aunque Marcos… en esto no distingue. Es muy de sus amigos, hasta la muerte, pero también es muy de sus hermanos, al menos de los dos pequeños. Todos repiten la de veces que ha tenido que sacar la cara por Sergio, el que le sigue en edad. Es uno de esos tíos a los que te gustaría tener a tu lado.

Yo, desde luego, recomendaría fervientemente esta novela. No es perfecta. Yo hubiera hecho algunas cosas distintas. Pero es una cuestión de puntos de vista, de matices. Yo hubiera redondeado la novela buscando un lenguaje especial para cada uno de los que escriben su visión de los días en los que ocurrió todo. Los personajes cuentan al periodista sus recuerdos por escrito. Pero escritos, salvo algunas palabras cuando escriben los amigos, los adolescentes, no se diferencian en gran cosa. Utilizan el mismo lenguaje, la misma forma cercana de hablar, cosa que resulta un poco chocante, porque están hablando con un hombre al que acaban de conocer. Eso hubiera dado un toque más realista al tema, siempre bajo mi prisma.

Quizás hubiera desarrollado más algunos personajes, o hubiera desarrollado alguna de las historias colaterales, o protagonistas… o situaciones. Quizás eso hubiera roto el ritmo, que por otro lado es adecuado, sin pausas, pero sin ser acelerado, lo que te impide respirar para poder acabar ya y saber, pero sin la sensación de que se quedan demasiadas cosas por el camino. Pero también me quedo con algunos personajes que me hubiera gustado conocer más. Sus hermanos pequeños de los que solo vemos pinceladas, algunos de sus nuevos amigos… El autor si se planteó desarrollar alguna trama más o personaje, optó por el ritmo, y me parece bien, aunque me deja con hambre.

Y por pedir, hubiera querido que algún personaje muriera aplastado por una apisonadora. Pero bueno, eso hubiera quitado verosimilitud al asunto. Y me hubiera gustado hablar con Marcos, pero eso era imposible con la estructura de la novela.

Pues no me queda más que recomendar, de nuevo, este libro. “La Edad de la Ira”. Me he quedado con ganas de más. Decir que estuvo entre las finalistas al Premio Nadal en el 2.010. Y debió gustar de verdad, porque la publicó la misma editorial convocante del premio, Espasa.

Podéis aprovechar ahora que ha sido editado en bolsillo por booket.

Estoy releyendo y he visto que me ha quedado como muy apasionado. Es un buen reflejo de lo que ha levantado en mí: pasión.

.

Título: La edad de la Ira.

Año publicación: 2.011

Autor: Fernando J. López

Editorial: Espasa

Nº Páginas: 317

Anuncios

4 pensamientos en “IV Semana del Libro: “La Edad de la Ira” de Fernando J. López.

  1. Me has convencido, me la apunto en mi ya larga lista de pendientes de leer.

    Además me has dado ideas para imaginar un relato largo en el contar cosas de las que me dan vueltas por la cabeza…

    Un abrazo.

  2. Pues afortunadamente esta novela no va a engrosar mi lista de pendientes porque casualmente la he leído hace muy poquito, un par de meses.
    A mi también me gustó mucho esta novela, y como a ti, también me dejó con hambre, y es que deja muchas cosas en el aire, muchos caminos abiertos, muchas historias por contar, pero quizá hacerlo de otra manera hubiera sido inabarcable.

    Muestra muy bien el ambiente de un instituto público. El día a día. La impotencia de algunos profesores por hacer algo más, por transmitir mucho más, por llegar y motivar a unos adolescentes que por unas razones u otras pueden no ser muy receptivos. La indiferencia de otros profesores, o su desencanto después de años de enseñanza, que han acabado por agotarles y ahora sólo van a lo suyo, porque es su única manera de sobrevivir a ese quehacer diario.
    Retrata muy bien a los alumnos, a los conflictos que surgen en un aula, por diversos motivos: racismo, homofobia, acoso escolar…

    Y lo que hace leer y leer y mantiene el interés es la trama de ese asesinato tan horrible. Ir conociendo detalles poco a poco a través de los relatos del resto de personas que de una manera u otra tenían relación con Marcos.
    Yo me quedé con ganas de conocer la versión del propio Marcos. Pero bueno, creo que la idea de la novela es que cada uno saque sus propias conclusiones.
    Como dices no es una novela perfecta, pero yo también la recomiendo sin dudarlo.
    Un gran trabajo, Lorién. Gracias por la reseña.

    • Virginia, no me quietes méritos… que esta reseña la he hecho yo… la he hecho yo, no Lorién…
      Jo.
      😉

      besos.
      muchos.
      envueltos.

      • Ay pobre!!! jajaja es verdad, la de Lorién es la anterior. Si es que es ver un libro que he leído y me lanzo a comentar como una posesa. Y mira que a medida que la iba leyendo no hacía más que pensar que no me pegaba esa reseña con el estilo de Lorién.
        Bueno, pues nada, rectifico: muy buen trabajo Jaime. Gracias por la reseña. 🙂

Sería interesante que nos dijeras algo. ¡Comenta!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s