IV Semana del libro: “El buen nombre” de Jhumpa Lahiri, por Virginia.

El buen nombre, Jhumpa Lahiri

jimmy110514-el buen nombre

Título: El buen nombre.

Autora: Jhumpa Lahiri

Título Original:The Namesake

Editorial: Emecé

Año publicación: 2004

Traductor: Benito Fernández.

Nº Páginas: 368

Jhumpa Lahiri nació en Londres en 1967. Sus padres eran universitarios de Calcuta, que emigraron a Londres y posteriormente se trasladaron a Estados Unidos cuando ella tenía dos años.

Lahiri creció en Kingston , Rhode Island, donde su padre Amar Lahiri trabajaba como bibliotecario en la Universidad de Rhode Island.

Jhumpa Lairi se siente americana, aunque su madre procuró siempre que sus sus hijos no perdieran el contacto con su herencia bengalí.

Estas circunstancias de su vida han inspirado la temática de sus relatos y novelas, y “El buen nombre” no es una excepción.

Se nota que las historias que cuenta las conoce muy bien, de primera mano, pues nos habla sobre los conflictos que surgen entre las costumbres y tradiciones culturales aprendidas de los padres y la nueva vida de los hijos en otra sociedad muy diferente, la americana. Y cómo condiciona todo eso a ambas partes.

Ese es el telón de fondo que enmarca sus novelas, pero es sólo el punto de partida, porque en realidad Jhumpa Lairi nos habla de cosas pequeñas, sencillas, cotidianas, que tienen que ver con las personas de a pie, es decir, con nosotros, y abarca los temas esenciales sobre los que gira nuestra vida como la familia, el amor, la identidad, las relaciones interpersonales.

Tiene Jhumpa Lahiri un estilo muy personal que a mi me cautiva. “El buen nombre” es el segundo libro que leo de ella. El primero fue “Tierra desacostumbrada”, un libro de relatos, que me encantó y este año ha sacado un nuevo libro, “La hondonada”, que por supuesto pienso leer. Creo que queda claro que me encanta esta escritora.

El buen nombre (The Namesake), se publicó en 2003 y pasó varias semanas en la lista de bestsellers del New York Times. También ha sido llevado al cine, pero no he visto la película, sólo el tráiler y aunque tiene buena pinta, pero dudo que una película pueda transmitir todo lo que transmite el libro, plagado de pequeños detalles.

En esta novela nos cuentan la historia de una familia, la familia Ganguli. Todo comienza con un matrimonio concertado entre Ashoke y Ashima. Él lleva ya un tiempo viviendo en EEUU, realizando allí sus estudios, es ingeniero, y ella se reúne con él después de la boda. Y nos van contando cómo les va, su vida, sus hijos, sus pérdidas, su pena por estar alejados de su familia, su adaptación a la nueva vida, la compra de su primera casa, sus amistades, sus viajes a Calcuta cada dos años…

La historia va rápido al principio centrándose en la pareja, sobre todo en Ashima que es la que peor se adapta y siente más nostalgia sobre lo que han dejado atrás, y posteriormente es su primer hijo el que se convierte en el protagonista principal.

A su hijo le llaman Gógol, un nombre un tanto curioso, igual que es curioso por qué lo eligen y las circunstancias en que lo hacen. Esa parte del libro me hizo sonreír en muchas ocasiones. Todo ocurre porque según una tradición india el nombre del primer hijo lo elige la abuela. Y el nombre elegido viaja por carta, de Calcuta a Estados Unidos, pero esa carta se pierde y nunca llega. Y claro, al niño hay que ponerle un nombre porque de otra manera no pueden darle el alta en el hospital, cosa que no consiguen entender del todo sus padres, puesto que en la India que un niño tenga un nombre no es en absoluto prioritario, que lo que necesita un niño es que le cuiden y le den de comer, y lo del nombre es secundario.

El caso es que con las prisas y sin tiempo para pensar, el que debía haber sido su apodo, acaba siendo su nombre oficial: Gógol. En honor al escritor ruso Nikolái Gógol, ya que Ashoke, su padre, es un gran aficionado a la literatura rusa y porque además cuando en su juventud sufre un accidente de tren que casi le cuesta la vida iba leyendo precisamente a este escritor y considera que de alguna manera le salvó la vida.

Cuando le escolarizan sin embargo, ya han elegido el nombre oficial: Nikhil, pero ya es demasiado tarde porque para el niño, aún pequeño, ese nombre le es ajeno y cuando le preguntan en el colegio cómo quiere que le llamen contesta que Gógol, y sus profesoras así lo hacen, desoyendo la decisión de sus padres.

Y ese niño crece, se hace adolescente, y odia ese nombre que le diferencia, aún más, del resto de sus compañeros. Ese nombre ridículo, que no significa nada para él.

Me encanta la explicación de por qué en la India todas las personas tienen dos nombres, el apodo, y el oficial, por el que te conocen en el colegio, el trabajo, etc. Creo que si hubiera leído este libro antes de tener a mis hijos, ahora tendrían un apodo.

Es de esas partes de un libro que subrayo para no olvidar y leer de vez en cuando.

Además, siempre está el apodo cariñoso, práctica bengalí que garantiza que toda persona tenga dos nombres. En bengalí, apodo es daknam, que significa, literalmente, el nombre con el que los familiares y amigos llaman a alguien, en casa y en momentos privados, íntimos. Los apodos cariñosos son vestigios de la infancia que perdura, recordatorios de que la vida no es siempre tan seria, tan formal, tan complicada, como lo son también de que las personas no son lo mismo para todos. Todo el mundo tiene un apodo. El de Ashima es «Monu», el de Ashoke es «Mithu», y aunque sean adultos son ésos los nombres por los que sus respectivas familias los llaman, los nombres con los que los adoran, los riñen, los echan de menos, los aman.

A medida que Gógol crece nos van contando su historia vital: sus estudios, su adolescencia, sus primeros amores, el alejamiento de sus padres, su comienzo en la vida laboral, etc.

Me encanta cada una de las historias amorosas que vive Gógol. Las lees y vuelves a sentir lo que es estar enamorado, esa experiencia de ir conociendo a la otra persona y sus circunstancias, de ir conociéndote también a ti mismo a través de los sentimientos que te provoca. Echarla de menos de forma casi dolorosa cuando no estás a su lado, y que ocupe la mayor parte de tus pensamientos. Transmitir todo eso, sin que resulte empalagoso o cursi, no es fácil, pero Jhumpa Lahiri lo hace muy bien.

Retrata también muy bien cómo va cambiado la percepción de Gógol respecto a su familia a medida que va abriéndose al mundo, conociendo otras realidades. Los sentimientos encontrados respecto a sus costumbres y su forma de vivir. La sensación de no encajar en ella. El sentir cierta vergüenza por cómo son o cómo se comportan.

De todo eso y mucho más va este el libro. Poco más puedo deciros, salvo recomendaros su lectura. Si decidís leerlo no esperéis una historia espectacular, un libro de saga familiar de esos que abarcan generaciones enteras en los que pasan tantas cosas. Como ya he dicho este libro cuenta cosas muy cotidianas, muy sencillas, pero es un libro muy agradable de leer, que cuando lo terminas lo cierras con una sonrisa y esa historia ya forma parte de ti.

 

Anuncios

6 pensamientos en “IV Semana del libro: “El buen nombre” de Jhumpa Lahiri, por Virginia.

  1. Pedazo reseňa has hecho Virginia. Te aplaudiría si pudiera. A parte de esto, sólo decir que iré corriendo a comprarlo.
    Si hay algo que me fascina, son esas historias de “desarraigo”, del que por origen, por cultura, o por condición humana, habita un mundo en el que le cuesta encontrar su sitio. Y me encanta esa idea de que a través de una historia sencilla, se parta de lo cotidiano y lo particular, para llegar a abordar lo universal
    Muchas gracias por traerlo

    Un abrazo

  2. Me parece muy interesante, sin duda es un relato atractivo y no solo lo pongo en mi lista, admeás lo voy a comprar seguro, me resulta una historia tierna, a la vez que esa adaptación al mundo diferente me resulta atractiva, sin duda una excelente recomendación Virginia.

    Creo que es una lectura para disfrutar y convivir con la diferencia que es algo muy instructivo.

    Un abrazo

  3. Una vez leída, a mi me has convencido ese tipo de libros que te cuentan una historia concreta pues con un protagonista y la vida como pasa a su alrededor me parece que tiene mucho de interesanter, y la verdad que creo que es un libro para pasar buenos ratos (que de eso se trata) así que yo me lo apunto también 🙂 y que es un placer seguir tus recomendaciones que son buenas seguro!!!!

    Un abrazo

  4. Siemrpe me ha fascinado cuando el autor es capaz de contarnos las vivencias propias, porque esto genera un plus de poética, que me resulta imprescindible para entender algunas historias por sencillas que sean, creo que nos lo has contado con nitidez y éste y otros aspectos que nos dices me hacen muy interesante este libro.

    Lo voy a buscar por aquí, supongo que habrá edición francesa, también el contrapunto cultural me llama mucho.

    Me has convencido Virginia creo que nos has traído (como siempre) un libro que merece la pena conocer.

    Un abrazo

  5. Muchas gracias a todos por los comentarios. La verdad que es un placer escribir en este rincón, porque sois todos tremendamente amables. Y que me alegro que os haya despertado interés esta novela.

    Y muchas gracias a Tatojimmy por su ayuda inestimable para recabar datos acerca de este libro, como el nombre del traductor, y por hacer que todo quede siempre tan bien.

    Un abrazo.

Sería interesante que nos dijeras algo. ¡Comenta!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s