Orgullo, Orgullo.

Orgullo, orgullo.

La de veces que habré escrito sobre ello.

Lo de la fiesta, lo del desfile, lo de las reivindicaciones versus jolgorio, los cuerpos mostrándose, el cuero y los taconazos.

El dinero, la mercantilización de todo ello.

La imagen que da de un colectivo que es tan diverso como la sociedad. Que si la pluma, que si no pluma, que si eres más gay o menos gay, o que si eres así es como si no fueras gay y si eres asá, pues ni idea de lo que eres, y tal y cual.

El otro día vi un trozo de un documental. Seguía la historia de unas personas y su interacción con la manifestación-desfile de Madrid. Una pareja de chicos rusos, una chica ugandesa.

Eso es lo que se nos olvida a veces. Lo que supone para algunos-algunas que en sus vidas normales no pueden vivir su vida. Que son lo que son y no pueden mostrarlo. Por miedo a los demás, pero también por miedo a sí mismos.

Mirad. Verlos disfrutar de la música subidos a una carroza. Verlos mirar con los ojos muy abiertos a todo ese gentío que sin conocerlos los aplaudían. Verlos mostrar una pancarta en ruso y que la gente, sin saber lo que ponía, los apoyaba, los acompañaba era emocionante. Era emocionante verlos a ellos emocionados. La chica ugandesa se reía un poco porque decía que no entendía nada de lo que decían, ellos solo hablaban ruso, pero que los veía tan enamorados, tan tiernos… y decía una cosa: ¿Cómo ante esa muestra de amor tan verdadero, se puede mirar a otro lado?

Para esas personas ese desfile de Madrid no era un desfile, ni era una manifestación. Era la demostración palpable, de que había gente que los quería, que no los rechazaba por como eran. Se sentían emocionados. Miraban a la gente con los ojos muy abiertos, apenas conteniendo las lágrimas. No eran bichos raros, eran muchos los que eran como ellos, los que son como ellos. Su amor tenía sentido y su forma de ser, que seguro en algún momento sintieron que era anormal, rara, casi única, no era cierto. No están solos.

Lo que pasa es que al día siguiente volverían a Rusia.

Y esa chica ugandesa, emocionada por sus nuevos amigos rusos, aunque no lograba entender casi nada de lo que decían, miraba al futuro. Sabía que para ella, en su país no había un futuro cercano, pero creía que quizás para sus hijos, si hubiera esperanzas.

Eso es lo que significa para muchos los grandes desfiles, las carrozas, la música atronadora, los torsos desnudos.

Esa gran manifestación madrileña, como la de Nueva York o San Francisco, o esas otras grandes manifestaciones en ciudades emblemáticas, nos hacen olvidar que el día del Orgullo es el 28 de junio. Aunque debería ser todos los días. Aunque como esos chicos del documental atestiguan, para ellos es el día de la manifestación.

Esos protagonistas de hoy son de fuera. No olvidemos la cantidad de personas aquí, hoy, jóvenes y mayores, que no se atreven a vivir. Que tienen miedo de los demás y de ellos mismos. Así que mi reflexión de este año, mi voto es por la continuación de la fiesta orgullosa.

Anuncios

Empieza la temporada Navideña 2016.

Llega la Navidad.

Y como marca la tradición, o marcaba, empieza en la Inmaculada. 8 de diciembre.

Para celebrarlo, hoy me voy a comer por ahí con la familia.

¿Y que hace la familia del blog para celebrar la Navidad?, preguntaréis.

Pues como todos los años. Música, historias tiernas, historias de amor, fotografías.

Como siempre, espero vuestra colaboración. Os lo agradecería. Me podéis mandar esa canción navideña, o esa canción especial. Me podéis mandar una historia que se os ocurra. Fotografías de vuestra ciudad iluminada. De comercios adornados.

El otro día escribí la primera historia de Navidad. Era una historia de amor. Otras llegarán. Pero este año no interrumpiré el resto de las publicaciones. Néstor seguirá con su diario, si es que quiere, claro. La historia de Ramiro y Jorge el camarero. La historia de Bruno y Pol.

Hoy os pongo unas fotos de Burgos del año pasado. Para abrir boca. Las de este año, todavía se están cocinando.

.

rincon061216-navidad-burgos-2015 rincon061216-navidad-burgos-2015_02 rincon061216-navidad-burgos-2015_03 rincon061216-navidad-burgos-2015_05 rincon061216-navidad-burgos-2015_07 rincon061216-navidad-burgos-2015_08 rincon061216-navidad-burgos-2015_10

Restaurante La Favorita – c/Avellanos 8

rincon061216-navidad-burgos-2015_11 rincon061216-navidad-burgos-2015_13 rincon061216-navidad-burgos-2015_15

Librería Luz y Vida – c/Laín Calvo

rincon061216-navidad-burgos-2015_16

Mesón Juan XXIII – c/Lavaderos 21

rincon061216-navidad-burgos-2015_17

 

Es amor.

Es amor.

Según dicen las crónicas, en Sevilla apareció una pintada en un cartel que, con la escusa del Orgullo, mostraba a dos hombres besándose. Dudaba el autor o autora de la misma, que eso fuera amor. Seguramente ese hombre o mujer no estará enamorado. Me imagino que ni siquiera sabrá lo que es amor.  Decía esa pintada que en el siguiente cartel saldrían dos hombres dándose por culo. Eso lo dejo para otro lugar. Aunque como apunte, eso sería sexo, que podría tener al amor como escusa, o no. Pero vamos, es lo mismo que hace un hombre con una mujer, haciendo honor a sus miembros sexuales respectivos.

Hay gente que se empeña en justificar la existencia del Orgullo. Sip. Ese o esa del cartel de Sevilla. Otras muchas manifestaciones individuales y colectivas, en las calles o en las redes sociales dudando de la conveniencia de hablar de gays, lesbianas o de cualquier otra persona que no se atenga a la convención sobre amor y parejas que algunos quieren implementar como obligatoria en la sociedad, delante de niños y niñas. Tabú, tabú. No vaya a ser que el niño o la niña en cuestión, por saber de gays y lesbianas, se van a declarar inmediatamente como gays y lesbianas. ¿Cómo sabrían esos gays y lesbianas que jamás oyeron nada de eso en sus familias y amigos, que eran gays y lesbianas? ¡Ah, coño! A lo mejor es que un día se dieron cuenta de que sus ojos corrían detrás de un chico, siendo chico. Y se hicieron preguntas, buscaron las respuestas, o incluso, se quedaron toda la vida con la duda, por no buscarlas, por el miedo a saber la respuesta y lo que eso implicaría. Esto parece cosa del pasado, pero no nos equivoquemos. Pasa hoy en día, y pasa aquí. pasa en personas de una edad, y pasa en jóvenes.

Hay gente que se empeña en insultar y vejar a los gays que se encuentran por la noche, en sitios solitarios. En agredirles. Parecía que eso debía desaparecer en un país como el nuestro, aparentemente tan “comprensivo”. Pero parece que repunta. Si no te gusta amar a un hombre, no te enamores de él. Pero deja a los demás en paz. Y si te sientes atraído por un hombre y no te atreves a enfrentarte a tu imagen en el espejo, no fastidies a los demás.

Y no, no me olvido de Orlando. De esas 49 personas que encontraron la muerte en un país civilizado, por a quien aman.

Yo siempre he pensado que eso del amor, es una de las cosas más bonitas que hay en la vida. Disfrutemos de él cuando lo encontremos, y olvidemos las etiquetas. Amor, es amor. No importa a quién quieras. Y mientras no lo tengamos, mientras no encontremos esa persona que nos haga sentir cosas estupendas, disfrutemos de buscarlo y disfrutemos del amor de los demás. Si en la vida, en todos sus ámbitos, pusiéramos el amor en un lugar preeminente,  nos olvidáramos del odio, del rencor, cuanto mejor nos iría.

Esto es amor, sí.

rincon010716-besos17

SONY DSC

rincon010716-besos01 rincon010716-besos02 rincon010716-besos03 rincon010716-besos04 rincon010716-besos05 rincon010716-besos06 rincon010716-besos07 rincon010716-besos08 rincon010716-besos10 rincon010716-besos11 rincon010716-besos12 rincon010716-besos13 rincon010716-besos14 rincon010716-besos15 rincon010716-besos16

Como dice mi amigo Salva, en sus mensajes cada 28 de junio, Feliz Orgullo.

Si os apetece, podríais enviarme fotos de vosotros y vuestra pareja. Unas manos agarradas, un suave beso en los labios, en la mejilla, una mirada amorosa, uno recostado sobre el otro. Y si alguien se anima a sacar fotos en la Marcha del orgullo, que también me las mande. Antes iba a sacarlas yo mismo, pero estos últimos años no saco tiempo para ello.

Muchos besos a todos.

Flores y libros.

Flores y libros.

Hoy es el día de las flores y los libros.

En realidad hoy es el día de muchas cosas.

Es San Jorge, el Día de Aragón.

Es el día de los Comuneros, o sea el Día de Castilla y León.

Es el aniversario de Cervantes y de Shakespeare.

Es el día del libro.

Es Sant Jordi.

Como puedo tener el día de fiesta, que lo tengo por eso del Día de Castilla y León, como luego iré a comprar unos libros como corresponde, pues voy a celebrar fotográficamente lo de los libros y las flores de Sant Jordi.

Empiezo por las flores.

Esta, para ti.

El chico de la foto es Patricio Sauc, modelo, bailarín, actor.

.

rincon230416-flores y libros01.

Esta otra flor es para ti, amigo.

.

rincon230416-flores y libros02

.

Esta otra flor, querido, es para ti.

.

rincon230416-flores y libros04.

Hola, hacía tiempo que no nos veíamos. Ten esta flor. Por los viejos tiempos.

.

rincon230416-flores y libros05.

Ten esta flor, y perdóname.

.

rincon230416-flores y libros06.

Y para ti, esta última.

El modelo es Simone Nobili.

.

rincon230416-flores y libros03.

Como no sé que libros os apetece leer ahora, os pongo todos estos, para que elijáis.

.

rincon230416-flores y libros07 rincon230416-flores y libros08 rincon230416-flores y libros09 rincon230416-flores y libros10 rincon230416-flores y libros11