Bruno y Pol, con música: Ed Sheeran – Photograph

No somos los únicos que amamos a esta pareja que tento nos ha hecho disfrutar en la serie Merlí. Merlí nos ha hecho disfrutar toda ella, no solo la línea argumental que sigue a estos personajes.

No sé cómo hacer para acabar con la historia de estos personajes. Ya sabéis que en la 3º temporada y última, Bruno vuelve al final, y revoluciona todo. Fue un giro muy interesante, un guionista que supo hacer de la falta virtud, y que ante la decisión de David Solans de dejar la serie y solo volver para el final, supo encarrilar la historia de una forma muy atractiva y acabar sorprendiendo.  ¿Cómo hubiera sido la historia si Bruno no hubiera marchado para estar con Nicola en Roma? Sería interesante imaginarlo. Y quizás escribirlo, por qué no.

No me enrollo. El caso es que un/una fan de Bruno y Pol ha hecho esta recopilación de sus momentos más emocionantes con la banda sonora de ed Sheeran y su Perfect.

Disfrutadla.

.

.

Os recuerdo que Pol es el actor Carlos Cuevas y a Bruno lo interpreta David Solans.

 

Anuncios

Bruno y Pol, de Merlí. 26ª parte.

2ª temporada, capítulo 13. Fin de temporada.

Es el capítulo completo. Bruno ya no está.

Un capítulo navideño.

.

.

Y así acaba de momento, Merli.

Hasta Septiembre. 3 ª temporada.

Bruno y Pol, de Merlí. 24ª parte.

2ª temporada, capítulo 11.

Merlí y Pol caen enfermos por turnos. Y ya se sabe, la fiebre, como el alcohol, hace que las confidencias surjan. Pero Bruno, no consigue escuchar lo que necesita para quedarse. No lo escucha ni de su padre ni de Pol.

Pol Y Tania… van a acabar siendo amigos. Se dicen las verdades a la cara. Se enfadan, pero… luego se vuelven a encontrar.

Y más. mucho más.

.

.

 

Bruno y Pol, de Merlí. 23ª parte.

2ª temporada, capítulo 10.

Capítulo muy interesante.

La tormeta que se preveía en la vida de Pol con su aventura con la madre de Iván, estalla.

Pol quiere liarse con Bruno, pero este dice que no. Interesante conversación.

Y Bruno… se va a Roma.

Joder, lo que le vamos a echar de menos.

.

.